¿Por qué es importante tener un diseño web responsive?

A día de hoy, todavía son muchas las empresas que no cuentan con un diseño web responsive, algo que resulta sorprendente. Y es que solo hay que echar un vistazo a algunos datos.

Por ejemplo, en países como Reino Unido, según un reciente estudio, el tráfico a través de smartphones o tablets podrían superar al de las laptops o pc. Otra investigación, llevada a cabo por Google, apunta a que un usuario tiene una mayor probabilidad de abandonar una página web si esta no se carga correctamente en su dispositivo móvil. Son números más que elocuentes para tener una versión móvil de tu página web, ¿no crees?

¿Por qué es importante contar con un diseño web responsive?

En primer lugar, están los tiempos de carga. Una página que no esté optimizada tarda mucho más en cargar que una que sí lo esté, y esto es especialmente importante en el caso de los smartphones, ya que, a no ser que estés conectado a través de Wi-Fi, la velocidad disponible será mucho menor que navegando en un ordenador. Para solucionarlo, las versiones móviles utilizan menos elementos e imágenes más ligeras.

En segundo lugar, una versión para móviles te permitirá tener más presencia en los buscadores. Google tiene su propio sistema de indexación para estas webs, y puesto que la competencia aquí es, por el momento, menor que en PC, deberías optimizar tu sitio sí o sí. Y cuanto antes, mejor.

Si posees un negocio local, el diseño web móvil cobra todavía más importancia. Muchos usuarios buscan cada día la ubicación o el teléfono de servicios o establecimientos que necesitan, y si no apareces en estas búsquedas puedes estar perdiendo clientes potenciales. Por eso, en estas versiones la dirección y los datos de contacto deben tener un lugar destacado en la estructura de la página, especialmente con el llamado a la acción del clic-to-call.

Contar con una versión móvil también conlleva una importante mejora de la experiencia del usuario, y no solo por los reducidos tiempos de carga. También se hace mucho más fácil navegar por la página y hacer clic en los enlaces, lo que conllevará más páginas vistas, más tiempo de permanencia, más leads, mayor tasa de conversión y, en definitiva, un mayor “engagement” hacia nuestra marca.

Por último, el diseño móvil web también hace que nuestra página sea compatible desde cualquier smartphone o tablet, sin importar el fabricante, el sistema operativo o el tamaño de la pantalla. En cambio, si únicamente contamos con una versión para PC, todos estos factores sí que pueden influir a la hora de cargar la web desde un smartphone o tablet, y la experiencia variará enormemente dependiendo del modelo.

Estos son solo algunos de los beneficios de contar con un diseño web responsive, pero seguro que hay muchos más. Y es que la movilidad es un elemento que cobra cada vez más importancia en la experiencia del usuario, así que no lo pienses más y asegúrate de que tu sitio sea totalmente compatible con estos dispositivos. Tus usuarios y Google te lo agradecerán.

2017-07-16T11:39:36+00:00